¿Por qué meter en vuestra mochila unas CLIF BAR?

Oficialmente ya es verano. Buen tiempo, es sinónimo de más salidas a la montaña y del aumento del riesgo de sufrir alguna adversidad derivada de las altas temperaturas.

Una buena protección solar tanto en la piel como en la cabeza e hidratarse convenientemente es bien sabido de todos que son las principales medidas que hemos de tomar para minimizar riesgos. Pero si ademas sois de trayectos largos y duros, os recomendamos mantener la energía a tope en todo momento.

Una buena opción es levar en la mochila unas barritas energéticas CLIF Bar. Son barritas de 68 gramos compuesto de avena, frutos secos, fruta y chocolate (en función del sabor). Todas ellas contienen 11 vitaminas: B1, B2, B3, B6, B12, A, E, C, D y magnesio.

Porque cualquier deportista necesita energía de alta calidad para cumplir con sus objetivos. En una barrita tenemos concentrados todos los nutrientes que necesitamos para rendir bien: carbohidratos, fibra y proteína, además de vitaminas que mejoran nuestro rendimiento deportivo. Sin glucógeno, nuestros músculos no tiran, por ello, las barritas aseguran aportarte justo lo que necesitas.

Aconsejamos tomar una barrita 45 minutos antes de empezar el trayecto para que sea 100% efectiva y empiece a dar resultados cuando ya estemos metidos en “materia”. Durante la actividad, lo mismo, cada 45 minutos o 1 hora, nos tomaremos una y al acabar, justo antes de que pasen 30 minutos para asegurarnos de que nuestro cuerpo absorbe bien y rápido todos los nutrientes. Es el caso, por ejemplo, de su contenido en proteína que ayuda a la recuperación.

Dejar respuesta